La poesía es un arma que se dispara sola como el amor de un loco

Contribuyentes

viernes, 22 de octubre de 2010

Crepita el fuego en el crepúsculo






Crepita el fuego en el crepúsculo.
El lado de la lluvia desarma el cobre,
trae desde muy lejos brotes de cierzo.
Te espero en la noche.
Te miro en la noche más larga,
entre los dedos húmedos del silencio,
cuando tu cuerpo es casi una vela al viento,
desnuda entre los jirones de una cama de sábanas moradas
y un puente tendido al río de barcas vacías y cañaverales.
Te espero en el humo,
entre la brasa de un cigarrillo rubio y la oscuridad,
mientras despacio desembalas a la gata interior
y te transformas devorando con pequeños mordiscos una manzana.
Oigo tus dientes, escucho la jugosidad de tu boca,
y al acercarte a mi, buscas rozarme con la dureza de tus pechos,
nace esa sensación que en un instante abre una puerta
y crea un sendero entre los dos en el cual sobran las palabras.




F



6 comentarios:

elisa...lichazul dijo...

excelente!!
ansolutamente sensual muy sugerente
un placer leerte

besitos de luz
buen fin de semana

Princesa115 dijo...

Sobran las palabras Fernando, claro que si.
Cuando hay deseo, pasión no hay palabras, los hechos hablan por si mismo.

Besos

Terly dijo...

Olé, maestro, por tanta sensualidad y pasión.
Un abrazo.

ybris dijo...

Todo preparado para abrir la puerta o dejar que se abra.

Abrazos.

Gustavo y Daniel dijo...
Este comentario ha sido eliminado por el autor.
Gustavo y Daniel dijo...

Que bonita.

Os inivito a visitar mi blog:

http://defrasesvalacosa.blogspot.com/

Programa Electroletras

Con versos en la noche

Mi lista de blogs

Seguidores

Vídeos de poesía para perdidos

Ahora en youtube

Los poemarios

Los poemarios
© (Copyright) Fernando Sarría de todos los contenidos originales de este blog, excepto cuando se señale otro autor.

Archivo del blog