Fernando Sarría

La poesía es un arma que se dispara sola como el amor de un loco

Contribuyentes

viernes, 9 de diciembre de 2016

Poema XXIV




Encendí uno a uno los recuerdos

cuando tu luz me reflejaba tantos años míos,

y yo, vislumbraba en cada momento,

con tus ojos cerrados

y tu respiración entrecortada,

un final sin voz, tan solo unas lágrimas,

el estigma que siempre va a dejar la ausencia.



f.






miércoles, 7 de diciembre de 2016

Vino despacio...










Vino despacio a nuestro diminuto mundo de dedos tejidos en las manos del otro, urdimbre de caricias y silencio, trayendo, desde lo oscuro, la veracidad de la luz.



f.







Olvido los epitafios







Olvido los epitafios, las últimas palabras asesinas...
no sirve echar de menos
mientras los muertos se erizan en su propio deshacer.
Yo quiebro y mutilo la entrada a los cementerios,
odio el culto a lo que solo se tiene en la memoria...
No me busquéis en los caminos de cipreses,
yo el silencio lo suelo habitar entre los pájaros.




f.




Escucho todo lo que me trae el viento








Escucho todo lo que me trae el viento,
el eco de toda voz: su peso especifico,
su gravedad intrínseca, su medida mineral,
su dolor, su miedo, su ira...

Ahora sé esperar tras los cristales
y abrir una ventana y lanzar al viento mi voz,
sí, yo también lo hago,
expectoro mis palabras contra todos,
nadie se salva,
todos somos culpables,
todos estamos ya deshabitados.

Y vuelvo a esperar esos días terribles,
agazapado, cuando vuelven con su fragor de batalla,
sus hogueras nocturnas y el tañido metálico de sus armas de guerra.



f.







martes, 6 de diciembre de 2016

Lo que hay detrás...









Lo que hay detrás apenas es la suave melodía del olvido.
Uno va haciendo de la vida un surco húmedo en medio del viento.






f.



Programa Electroletras

Con versos en la noche

Mi lista de blogs

Seguidores

Vídeos de poesía para perdidos

Ahora en youtube

Los poemarios

Los poemarios
© (Copyright) Fernando Sarría de todos los contenidos originales de este blog, excepto cuando se señale otro autor.

Archivo del blog